Sé fiel a lo que eres

Si no crees en ti mismo nadie más lo hará por tí.

Image

Nuestra vida es un reflejo de cómo nos vemos a nosotros mismos. No hay apertura a la felicidad si no eres feliz contigo mismo, no amas quien eres, no te escuchas, no respetas tus límites, no sigues tus sueños y haces menos tus logros. En resumen, si no te amas y respetas a ti mismo.

¿Cuántas veces has dicho que sí cuando querías decir que no? ¿cuántas veces te has quedado callado cuando tenías algo que decir? ¿cuántas veces has empezado algún proyecto y no lo has terminado? o peor aún ¿cuántas veces has querido iniciarlo y no te has permitido comenzarlo?

El auto-respeto es el resultado de ser fiel a ti mismo, a lo que realmente eres, y actuar de acuerdo a tu naturaleza fundamental. Cuando respetas lo suficiente a tu persona los demás te respetarán en consecuencia, al percibir que eres lo suficientemente fuerte y capaz de luchar por ti mismo y tus creencias.

Sé fiel a lo mejor que hay en tu interior y vive tu vida en congruencia a tu valores y aspiraciones más elevados.

-Haz actividades que te gusten.
-Cuida tu salud.
-Aprende a decir no.
-Escucha siempre tus instintos.
-Escucha tus sueños, conviértelos en proyectos y haz todo lo posible por llevarlos a cabo.

¡No puedo dormir!

Algunas curiosidades que debes tomar en cuenta cuando no puedes cerrar el ojo.
20131103-214608.jpg

Es una de esas noches largas  en la que uno no consigue pegar el párpado, te pasan mil pensamientos por la cabeza y no te puedes relajar.

Ya lo decía mi abuelita:”Mijita, tómate un vaso de leche caliente antes de dormir, verás como te relaja”. Sí, sí, ¡seguro!, yo me lo tomaba y me relajaba completita, ¡ahh pero que cólicos toda la noche! ¿Porqué esta contradicción?

Lo cierto es que la leche de vaca contiene triptófano, un aminoácido que facilita que el cuerpo absorba un neurotransmisor llamado serotonina, el cuál, además de ayudarnos a subir el estado de ánimo durante del día, nos  invita a relajarnos y por la noche se convierte en melatonina, una hormona que ayuda a  mantener nuestro reloj interno en forma y a conciliar el sueño.

¿Pero porqué tanto cólico? ¡Cada vez que tomo leche por la noche vuelan las sábanas! Resulta que la mayoría de las personas no digieren la leche de vaca correctamente. Puedes sustituirlo por leche de avena o almendras e incluir en tu día a día alimentos ricos en triptófano.

Hacer deporte con regularidad , actividades relajantes como yoga o ejercicios de respiración ayudarán bastante a que puedas relajarte por las noches. Cena temprano y no olvides apagar la televisión o cualquier dispositivo móvil un par de horas antes de dormir. Las luces que estos aparatos emiten hacen que nuestro cerebro siga activo aunque el cuerpo esté muy cansado. Necesitamos obscuridad para una relajación total.

Alimentos altos en triptófano son:

**Origen vegetal

Plátano
Productos de soya: leche de soya, tofu, bayas de soja.
Granos integrales
Frijoles
Arroz
Humus
Lentejas
Avellanas, cacahuetes
Huevo
Semillas de sésamo, girasol, calabaza

**Origen animal

Mariscos
Pavo
Pollo
Queso
Pescado
Leche (cuidado con las intolerancias)