Postura del niño feliz


people-1636304_1280
(c) Pixabay

¿Quién no tiene en su mente la imagen de un bebé tumbado bocarriba, sonriendo y jugando con sus pequeños pies?

Ananda Balasana, o la postura del niño feliz es una postura de relajación que viene del sánscrito ananda (felicidad), bala (niño) y asana (postura). Con esta postura creamos espacio en la zona lumbar y además hacemos apertura de caderas. Se puede realizar en vez de la postura de Balasna cuando hay lesión en las rodillas y no podemos poner peso sobre ellas. Se puede realizar como contra-postura de asanas de extensión de la columna.

ananda-balasana3(c)Hscripts

Tumbado boca arriba, flexiona las rodillas y coloca las plantas de los pies en el suelo, deberás notar una sensación agradable en la zona lumbar.

Con ayuda de las manos, lleva tus rodillas hacia el pecho y después sujeta con tu manos los dedos de pies, vigila que los tobillos y las rodillas formen una misma línea, y que las plantas de tus pies miren hacia el techo. Inspira, y con la espiración separa un poco más las rodillas dirigéndolas hacia las axilas, sin perder la alineación de los tobillos y las rodillas. Nunca fuerces más allá de tu límite.

Relaja el cuello llevando ligeramente la barbilla el pecho, separa los hombros de las orejas. Mantén la respiración fluída y profunda, dirigiéndola a la zona de las caderas e ingles.

Para salir, sigue sujetando los pies mirando hacia el techo y dirige de nuevo tus rodillas hacia el pecho. Suelta los pies y bájalos lentamente hasta apoyarlos en el suelo. Estira las piernas y relaja.

CONSEJOS:

  • Si tus manos no llegan a sujetar los pies, puedes ayudarte colocando un calcetín o cinturón como extensión de tus manos. Rodea cada uno de tus pies con cualquiera de los dos materiales en zona debajo de las almohadillas y tira con tus manos para que hagan  de palanca. También tienes la opción de sujetarte de los gemelos, o por la parte detrás de tus rodillas.
  • Una  vez colocado en la postura, puedes balancearte suavemente de un lado a otro para dar un agradable masaje a la zona lumbar.

En caso de sufrir lesiones o problemas graves de salud, quiero hacer hincapié en que consultes a tu médico si tienes alguna duda para realizar ésta u otras posturas. Seguro que él puede guiarte. Cuando tengas la información de tu médico, explícasela a tu profesor de Yoga para que adapte la postura de acuerdo a tus necesidades.

¡Que disfrutes de tu relajación!

 

Anuncios

Un comentario en “Postura del niño feliz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s