Mindfulness

luggage-1945080_640
(c) Pixabay

La casa de huéspedes

Esto de ser un ser humano
es como administrar una casa de huéspedes.
Cada día una nueva visita, una alegría, una tristeza,
una decepción, una maldad,
alguna felicidad momentánea
que llega como un visitante inesperado.

Dales la bienvenida y acógelos a todos ellos,
incluso si son un grupo penoso
que desvalija completamente tu casa.
Trata a cada huésped honorablemente pues
podría estar haciendo espacio para una nueva delicia.
El pensamiento oscuro, lo vergonzante, lo malvado,
recíbelos en tu puerta sonriendo e invítalos a entrar.
Agradece a todos los que vengan
pues se puede decir de ellos que han sido enviados
como guias del mas allá.
Rumi

Nuestra mente es cambiante e impredecible. Nuestros pensamientos son como una ráfaga de nubes que pasean por el cielo, que nos confunden y nos saturan. Nuestras emociones cambian de la noche a la mañana, de la alergia la tristeza, de la satisfacción a la frustración. Queremos esconder los sentimientos, pensamientos y experiencias desagradables, reprimiéndonos  y  por el contrario, nos aferramos tanto a lo agradable, que nos produce tristeza dejarlo ir.

El  poeta Rumi, ilustra con este poma, la manera óptima en la que nuestra mente  debería trabajar para evitar vivir en el sufrimiento y el apego, propone una forma de ver la vida, gentil y desapegada.

Desde épocas milenarias, monjes, yoguis y líderes espirituales han utilizado la meditación como una técnica para calmar la mente, obtener concentración, claridad, paz y conexión con lo divino.

En la actualidad, se habla mucho sobre las bondades del mindfulness y la auto-compasión. Esta práctica puede describirse como la capacidad de estar presente, en el aquí y ahora; conectar con tu respiración, contigo mismo; aceptar sin apego ni rechazo, lo que ocurre en tu mente, tu cuerpo y tus emociones.  El mindulness puede considerarse una filosofía de vida que incluye la práctica de la meditación y es utilizada por profesionales en psicoterapia.

Si vivimos una vida en atención plena, practicando la auto-compasión, podremos vivir conscientes de lo que nos sucede a cada momento y actuar con amabilidad hacia nosotros mismos ante situaciones difíciles. En otras palabras, darnos cariño cuando creemos que no lo merecemos, amarnos con todo el corazón, aceptando nuestros aciertos, virtudes y alegrías; nuestros errores,  miserias, imperfecciones y rarezas, todas esas grandes sutilezas que nos hacen únicos.

 

Anuncios

Un comentario en “Mindfulness

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s